Plutón en Capricornio y su efecto sobre la generación nacida en 1993-94


El ciclo Urano-neptuno tiene una duración de 171 años, es decir que forman una conjunción, se juntan en el Cielo, cada 171 años. En los años de este milenio que hemos experimentado estas conjunciones han sido, 1136 en Libra, 1307 y 1478 en Escorpio, 1649 en Sagitario y las dos últimas, 1821 y 1993 en Capricornio. Por tanto todos aquellos nacidos entre 1993 y 1994, tienen en su carta astral esta conjunción de Urano-Neptuno en Capricornio. Esto describe no sólo esa generación sino por supuesto el momento en el que han nacido. Describe perfectamente esta división que vemos por todo el mundo donde pareciese que nos hemos posicionados todos de un lado o del otro, opuesto al anterior.

En Estados Unidos, los Demócratas y los Republicanos están más divididos que nunca, en Latinoamérica también se ve este fenómeno. En Argentina ha ocurrido con el Kirshnerismo o los que están en contra;  en Venezuela, los que apoyan a Maduro y los que no. En Europa en general, ha surgido la división entre los que defienden su nacionalismos y los que creen en la UE. En España, la división es más potente entre Catalunya y el resto del país, pero dentro mismo de Catalunya es entre independentistas y los que no lo son. Esto parece hablar de Urano en Capricornio que busca romper con las grandes instituciones y revelarse en contra de aquellas instituciones que parecen oprimir a un sector de la población. Urano pide a gritos “Revolución”, romper cadenas, separarse, individuarse. Por el contrario Neptuno, y sobre todo desde que ha entrado en Piscis, su propio signo, pide unión, pide difuminar las fronteras, “todos somos UNO”, dice Neptuno. En Capricornio pedía disolver las instituciones. Fue el principio de la toma de consciencia que la globalización en masa, la apertura de comercio entre países con muchas menos regulaciones, era un hecho inminente. Esto hizo crecer grandes empresas como Amazon, Apple, Google, etc.

Asi como en la conjunción de 1821 podemos decir que fue el comienzo de la industralización, con el advenimiento de invenciones e innovaciones técnicas que realmente dieron nacimiento a la revolución industrial de donde realmente nació la sociedad de hoy. Para la conjunción de 1993 fue la aparición de los teléfonos móviles, los ordenadores personales, etc, etc, que para siempre cambiaron la forma en que vivimos, aprendemos y nos comunicamos. La sociedad se ha transformado a partir de entonces.  Las aristocracias fueron reemplazadas por las grandes compañias y masas de gente comenzaron a buscar la forma de desplazarse aún más a las ciudades en busca de formar parte de esas grandes élites.

Publicidad
Jackson Health System

Aquellos nacidos en 1993-94 tiene esta conjunción en sus cartas natales y realmente representan la generación que transformó el sistema educativo, o por lo menos nos dió la clara visión que debía cambiar, los ordenadores entraron en los colegios y los deberes dejaron de hacerse con papel y lapiz-  El poder pasó de los gobiernos a las grandes corporaciones con posibilidades de emplear a mucha gente en el mundo entero. Comenzaron los “Masters”, una forma de educación rápida y cara, que produce aún más elitismo, ya que solo las clases más altas pueden pagarse esos cursos, que no ofrecen el contenido equivalente a su precio. Siendo esta conjunción en Capricornio, todos los jóvenes sin una aparente vocación buscaron los cursos (Marketing, ADE, Ingeniería, entre otras) con el sueño de entrar en una multinacional, como “goal” supremo. Aquellos más conectados a Urano que a Neptuno se resistieron a formar parte de esa moda y buscaron inventarse algo y nacieron los “start-ups”, muchos de ellos con gran éxito. Pero estos jóvenes que hoy tienen 24-25 años, con el paso de Plutón por esa conjunción natal a 19º de Capricornio, se ven ahora en la necesidad de transformar esa energía y verdaderamente preguntarse si las decisiones que tomaron ya sea empujados por sus padres o por voluntad propia fue realmente lo que querían. El mundo sigue cambiando a una velocidad extraordinaria y lo que creyeron que sería su “ganso de oro” no les ha funcionado a todos y se encuentran ante la disyuntiva de re-dirigir su profesión pero confrontados con el hecho que muchos deben dejar su país de origen para poder encontrar trabajo y vivir dignamente. Los títulos de universidad ya no son suficiente sino se enriquecen con más “masters”.

Desilusionados con el momento político actual y ante la perspectiva que nadie realmente sabe cuales serán los trabajos mejor remunerados en los próximos 10 años, se lanzan a vivir de una forma más auténtica y real, luchando contra unas instituciones que se desploman por su propio peso y en busca de algo más auténtico y en contacto con la naturaleza, sintiendo el compromiso social de provocar algún cambio positivo en sus respectivas sociedades. Muchos se largaron a luchar con ISIS, otros se han agarrado a movimientos políticos que no terminan de comprender en profundidad y una minoría deciden provocar el cambio desde las artes. En Estados Unidos piden a gritos que se reformen las leyes que autorizan a comprar armas a cualquiera. El movimiento “#metoo” sigue exponiendo a muchos “grandes y poderosos hombres de grandes empresas” como nunca podimos imaginar antes. Hasta la corrupción de la FIFA fué denunciada y su jefe tuvo que renunciar.

El futuro de todos nosotros está en manos de estos jóvenes que nacieron con el compromiso social de cambiar las cosas y que todavía se sienten demasiado jóvenes para asumir esa responsabilidad completamente.

Plutón está pidiendo a las instituciones (la Iglesia incluída) que limpien su acto, que denuncien los corruptos, los perpetradores de pecados como la violación de niños, el uso de jóvenes para la guerra, el robo del dinero de los contribuyentes, etc etc. La responsabilidad sobre los hombros de estos jóvenes es tremenda y necesitan de nuestra (los mayores) ayuda, para poder realizar la tarea que les toca por haber nacido en el momento que nacieron, lo hayan deseado o no.

Saturno también va de camino a pasar, por tránsito, por ese grado 19 de Capricornio, antes de juntarse con Plutón a 25º de Cap, en Enero 2020. Es como si el Cosmos se preparase también para estos cambios más que necesarios para que podamos sobrevivir estas crisis y salir de ellas airosos. Ayudemos a estos jóvenes y a nosotros mismos e involucrémonos en la “limpieza” no sólo de nuestras instituciones, sino de nuestros mares, de nuestras calles, de nuestro planeta. Eso es lo que nos toca a todos los que estamos vivos hoy, ya que todos vivimos en este magnífico planeta, da igual desde qué país.

Publicidad
Jackson Health System

Christina Laird / @astrologyworks

Dejar un comentario